“Ofrenda a la tormenta” Dolores Redondo

Título: Ofrenda a la tormenta

Autor: Dolores Redondo

Nº páginas: 544

Editorial: Destino

Sinopsis: Cuando una anciana denuncia a su yerno por la muerte de su nieta, oficialmente “muerte de cuna”, el destino pone a Amaia Salazar tras la pista que le dará acceso a las respuestas que ha estado buscando toda su vida, respuestas que le permitirán  dejar atrás su pasado de una vez por todas.

Crítica: Tras la popularización de las novelas policíacas gracias a sir Arthur Conan Doyle y Agatha Christie entre otros, el género se vio explotado de manera indiscriminada a lo largo del siglo XX, provocando la búsqueda de su reinvención. Muchos comenzaron a introducir elementos esotéricos o religiosos, pero pocos hasta ahora se habían atrevido a mezclar el mundo contemporáneo -y por tanto, la realidad- con creencias aún vigentes cuyo origen se encuentra en las antiguas religiones y que se fundieron con el cristianismo tras la llegada de éste. Por ello, la trilogía del Baztán ha supuesto un antes y un después en la novela policíaca española y, aunque el éxito hay que dividirlo entre los tres tomos, Ofrenda a la tormenta es sin duda la más significativa. Tras la sugerente portada subyace la explicación que los fieles seguidores de Amaia Salazar han estado esperando desde que terminaran El guardián invisible tiempo atrás. Con la misma fuerza con la que nos dejó hace un año en Legado en los huesos, la inspectora regresa para hacerse cargo de un nuevo caso que parece sencillo, pero que la arrastrará hacia las puertas que se le habían resistido en el pasado, obsesionándose con los secretos que guardan tras ellas, tan oscuros que no estaban destinados a ver la luz y que provocarán reacciones en cadena para los que Amaia y sus allegados no estarán preparados. Los ya conocidos personajes retoman el hilo conductor de la trama que Redondo elaboró y a lo largo de la cual nos llevó de la mano, construyendo todo un mundo alrededor de Amaia, uno en el que amigos y enemigos adoptan el mismo pelaje y se mimetizan entre ellos, aumentando la frustración y la desconfianza entre ellos ante la incapacidad de distinguir el lobo de las ovejas.

Un hecho constatable en esta tercera entrega es la ausencia destacada de uno de los personajes más intensos de la trilogía, precisamente el que otorga la fuerza estremecedora a las novelas de Redondo y, a mi juicio, uno de los pilares de su éxito. Quizás por eso Ofrenda a la tormenta parece la más débil de las tres hermanas, no siendo más que una argucia ideada para dar más protagonismo a los hechos en torno a los cuales gira esta trama, hechos que no se quedan atrás en cuanto a originalidad y tragedia, pero que a mi parecer no resultan en esta ocasión tan sorprendentes como lo fueron en las dos anteriores novelas debido a la expectación generada por ellas.

Por desgracia, Ofrenda a la tormenta también lleva con ella una pizca de decepción. Decepción por tener que decir adiós a la inspectora, al valle del Baztán y a Elizondo, los cuales nos han acompañado durante dos años abriendo nuevos senderos en la imaginativa policíaca y enseñando al mundo uno de los tesoros que más pasan desapercibidos: la mitología vasca.

Ofrenda a la tormenta

Deja un comentario

Archivado bajo Negra, Policíaca, Redondo, Dolores

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s